13 junio, 2021

Peronistas.com

Informacion Clasificada del Justicialismo

Profundizar controles y proteger la salud pública

El Gobierno Nacional comenzó con las reuniones para definir cómo continuar con las medidas para enfrentar la segunda ola de covid de cara al vencimiento de los dos DNU vigentes previsto para el próximo viernes. Esta tarde, buena parte del gabinete se reunió en Casa Rosada con 16 sanitaristas y epidemiólogos que aconsejaron en unanimidad profundizar los controles de las medidas vigentes y esperar las próximas 72 horas para tener más datos y poder, de ese modo, precisar cómo será la nueva etapa. Si bien, por ahora, descartan una vuelta a la fase uno, desde el Gobierno comentaron que los expertos «fueron muy elocuentes en precisar que consideran que no es momento de relajar ninguna medida». La preocupación es que la situación comienza a ser crítica, además de en el AMBA, en otras provincias del país. En un día en el que hubo 18.793 casos y 443 muertes, el Presidente dijo durante la mañana que «deberíamos entender cuánto vale la vida. Es lo más valioso que tenemos». Según confirmaron en Casa Rosada, en las próximos días el mandatario se reunirá con los 24 gobernadores para evaluar cómo seguir.

«El sistema de salud está saturado, y su personal estresado», alertaron los especialistas a los presentes en la reunión que se llevó a cabo en el Salón Norte de Casa de Gobierno. En esa línea, el mandatario había asegurado por la mañana que «no nos podemos dar el lujo de decirle a un argentino ‘no te puedo atender porque no hay cama’, ni de exigirle cada día más al sistema de salud, a los médicos, médicas, enfermeros y enfermeras, terapistas y camilleros que van en socorro de aquellos a los que el virus ataca. Por eso este tiempo sirve para que reflexionemos y nos demos cuenta que necesitamos cuidarnos mucho».

En la reunión en Casa de Gobierno estuvieron el jefe de Gabinete Santiago Cafiero, los ministros de Salud, Carla Vizzotti, de Interior Eduardo «Wado» de Pedro, de Seguridad Sabina Frederic, de Defensa Agustín Rossi, la vicejefa de gabinete, Cecilia Todesca Bocco, la secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra, los asesores presidenciales, Cecilia Nicolini, Ricardo Forster y Alejandro Grimson y funcionarios del área de salud Juan Manuel Castelli y Analía Rearte. Según comentaron al finalizar el encuentro, los expertos «brindaron un panorama de la falta de camas en terapia intensiva, los problemas para conseguir oxígeno y hasta en algunos casos plantearon la preocupación por estar cerca el momento de tener que elegir a qué pacientes poder ingresar o intubar».

Las medidas, según indicaron fuentes gubernamentales, volverían a ser focalizadas y puntuales por zonas, solo que en esta ocasión no estarían solo centralizadas en el AMBA sino en otros distitos que también están complicados. El centro de la segunda ola comenzó en el AMBA, pero ya empezó a trasladarse al interior del país, tal como sucedió el año pasado. En ese sentido, desde el Gobierno marcaron como complicada la situación en algunas ciudades de Entre Ríos, Córdoba, Santa Fe y también de Mendoza, una provincia que en los últimos días pidió a Nación respiradores.

«La situación en muchas provincias es compleja», aseguraron desde el Gobierno a Página12, ya que hay muchos casos y los sistemas sanitarios están colapsados. En ese sentido, desde el Ministerio del Interior comentaron que los jefes provinciales les transmiten preocupación por esa situación constantemente y que, por ende, cualquier medida que decida el Presidente estiman que será ampliamente apoyada y respetada. Si bien aún no hay una fecha estipulada, desde Balcarce 50 aseguraron que en estos días el Presidente hablará con todos los gobernadores.

Los expertos pidieron en la reunión con el Gobierno mayor control de las restricciones, menor circulación de gente y recomendaron repasar qué actividades no esenciales pueden ser reguladas. Según detallaron desde el Gobierno, los especialistas también mostraron los datos de la vacunación y destacaron los porcentajes positivos de personas inoculadas con una dosis.

Según trascendió, Pedro Cahn –uno de los expertos que estuvo en el encuentro– propuso criterios epidemiológicos claros para definir las próximas medidas y que, de ese modo, las 24 jurisdicciones deban cumplirlas. Con esa regla, expresó, se evitaría que la decisión de cumplir o no las medidas dependa de la voluntad política, sino que estén consensuadas con un índice específico y público. Ángela Gentile, de la Sociedad Argentina de Pediatría, por su parte, destacó la necesidad de remarcar el cumplimiento de las últimas medidas y el avance en la vacunación de mayores de 60 y de 70.

Las clases

En cuanto a la presencialidad escolar hubo diversas posturas, Luis Camera de la Sociedad Argentina de Medicina, pidió seguir con las restricciones y dijo que no está de acuerdo con la presencialidad escolar. Pero otros especialistas manifestaron su opinión acerca de la importancia de la presencialidad de los chicos en las aulas y no compartieron la postura de un corte total de las clases. Propusieron, por ejemplo, evaluar la idea de una «presencialidad administrada», y de darle prioridad a aquellos chicos que estén finalizando un ciclo escolar, como los alumnos de quinto año.

Con respecto al conflicto con la Ciudad de Buenos Aires por la judicialización que realizó el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta del DNU presidencial, desde Jefatura de Gabinete informaron que enviarían el informe a la Procuración del Tesoro para que el martes por la mañana ellos lo envíen a la Corte. Desde el Gobierno esperan que el máximo tribunal de una respuesta antes de culminar la semana. «Son tiempos muy difíciles y ninguna coyuntura política nos autoriza a dejar de valorar la vida y la salud de los argentinos y argentinas», aseguró el Presidente en la localidad bonaerense de Merlo y agregó que la democracia «es el arte de la sinfonía. Todo debe sonar bien mientras tocamos instrumentos distintos, sabiendo que en algunos momentos a unos les toca dirigir la orquesta y en otro tiempo le toca ejecutar un instrumento».

El oxígeno

Antes de la reunión con más de diez sanitaristas y epidemiólogos que asesoran al Gobierno, que se llevó a cabo en el salón Norte de la Casa Rosada, la ministra de Salud, Carla Vizzotti y el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, se reunieron con las dos empresas que producen oxígeno en el país para coordinar y trabajar para que no haya faltante de oxígeno en ninguna parte del territorio. Durante las útlimas horas esa ha sido una preocupación del Gobierno.

Desde la provincia de Buenos Aires, en tanto, el viceministro de Salud, Nicolás Kreplak, expresó en esa línea que «estamos trabajando para redireccionar completamente el oxígeno de la industria del metal. No ha faltado pero estamos trabajando sobre el limite de seguridad, con un margen muy pequeño».

Luego de la reunión de los distintos ministros con los expertos de la salud, desde Casa Rosada informaron que los problemas para conseguir oxígeno también son una preocupación de ellos y que esperan poder solucionarlo en el corto plazo antes de que la situación se agrave. En este contexto, ayer el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof y su ministro de Salud, Daniel Gollan, plantearon la necesidad de implementar mayores restricciones ante la gran cantidad de casos y muertes diarias en todo el país y en su distrito.

Fuente: Página/12